jueves, 18 de febrero de 2016

Mi estado está entre calamitoso y toda la gama de estados que un ser humano puede sentir.



Sigo bajando de peso. Bajé 1,5 kgs. Mi nutricionista dice que ahora soy «una mujer preciosa con curvas» (me dio mucha risa)

Estoy pasando la peor crisis de dolor desde que comencé a padecer de #Fibromialgia pero aún (y aunque lloro de dolor) no pierdo la sonrisa, ni las ganas de hacer cosas. No hay mal que dure cien años ni persona que lo aguante.... (eso repito como un mantra cada minuto del día).

Quiero agradecer a mis médicos, no voy a nombrarlos porque son varios (juas) pero son los mejores. A veces los odio, y lo saben, y la mayoría de las veces los respeto mucho, los admiro y los amo.

A mis amigos del alma, cada uno sabe quién es y esto sacará una sonrisa en ellos, y especialmente a mi Hija y ami Hermana decirles que las amo y darles las gracias por bancarme las lágrimas, las decaídas, la desesperanza que a veces me gana y me abraza como un monstruo.

Sigo!
con amor Verónica