lunes, 2 de noviembre de 2009

Párrafo Perfecto




Los hombres no eran realmente el enemigo; ellos también eran víctimas que sufrían
las consecuencias de una anticuada mística masculina que los hacía sentirse inútiles
cuando no había algún oso al que matar.



BETTY FRIEDAN


La mística de la feminidad

No hay comentarios.: