lunes, 28 de noviembre de 2011

Eso de que al que madruga Dios lo ayuda ¡NO ES CIERTO!









Quise hacer un pan, estaba tan dormida que combiné dos recetas: resultado ¡una porquería incomible!
 jajajaja

2 comentarios:

  1. ja,ja,no te preocupes, a mi también me ha pasado, y no por estar dormida, verás que con la experiencia te conviertes en panadera cum laude, jejeje besos. Pico, picoooo.

    ResponderEliminar
  2. ja.
    es que me desperté a las 4 de la madrugada, y dije: qué hago? ays, hago pan! y lo intenté, pero estaba tan pelotuda que miré dos recetas a la vez y quedó en vez de un pan una especie de MOCO ASQUEROSO COLOR ARENA! jajajaja!

    ResponderEliminar

Hola, tu mensaje es más que bienvenido, no te vayas sin comentar. Si no querés dejar tu nombre podés hacerlo de forma anónima.
Gracias por visitarme! Volvé pronto!

Seguir por Email